En nuestro artículo sobre la preparación de pedidos, hablábamos sobre las estanterías picking como la alternativa más adecuada para las actividades de picking, que en general consisten en la recolección y almacenamiento de grandes volúmenes de carga para que esta se encuentre en las mejores condiciones al momento de ser entregada al cliente.

Una de las actividades más frecuentes de la preparación de pedidos consiste en posicionar sobre el suelo las cargas completas, por ejemplo en sistemas paletizados, con el fin de extraer de ellas las unidades que van a conformar el pedido final del cliente; esto es lo que se conoce como preparación de pedidos al nivel del suelo, y en estas actividades se busca agrupar las cargas completas para almacenarlas en una zona adecuada, que permita facilitar y agilizar el trabajo, por ejemplo disponiendo de las cargas en una o dos filas, en filas paralelas o con forma de “U”.

La disposición de la carga depende del número de componentes de los pedidos, si estos son de bajos a medios, se puede disponer de la carga en una sola fila, formando una sola hilera del tamaño más adecuado para su posterior transporte, ya que de esta forma en almacenista o preparador de pedidos puede llevar a cabo su trabajo sin sufrir de fatiga y en un plazo de tiempo razonable; esta actividad es recomendable cuando se cuente con un amplio espacio disponible, por ejemplo una zona de trabajo muy alta.

Cuando las necesidades de almacenamiento son mayores, porque se deba duplicar o multiplicar la cantidad de filas, colocándolas de forma paralela, o en forma de “U”, aunque esta alternativa se recomienda para las cargas demasiado grandes, con poco espacio. En general, las actividades de preparación de pedidos buscan agilizar el trabajo en la zona, donde suelen trabajar varias personas a la vez y se requiere de una excelente organización para evitar las confusiones o errores.

Dentro de las razones para elegir las estanterías picking para la preparación de pedidos a nivel del suelo, se encuentran:

  • Costes de inversión más bajos.
  • Mayor velocidad cuando se trata de la preparación de pedidos, ya que las cargas se encuentran dispuestas en el suelo y sobre algún tipo de pallets para así poder reducir el tiempo de transporte de grandes volúmenes de carga.
  • Reducir el tiempo de la localización de las piezas o cargas que conforman un mismo pedido.
  • Acceder a las unidades de carga con mayor facilidad al encontrarse situadas a nivel del suelo; si bien podemos encontrar estanterías picking con diferentes niveles, ubicarlos en los más bajos permite una mayor velocidad de trabajo y más facilidad en el acceso.
  • Mayor control y exactitud en las piezas del pedido, lo que permite reducir la posibilidad de que se presenten errores.
  • Mayor optimización de los espacios de trabajo, especialmente si se trata de zonas reducidas.

Dentro de los almacenes y bodegas, es necesario el uso de cierta maquinaria para preparar los pedidos y poder transportarlos a su destino, o al vehículo que los conducirá a otro lugar; esta maquinaria suele ser la transpaleta manual, aunque en los almacenes o zonas industriales más grandes también se pueden utilizar los mecanismos eléctricos, que son propulsadas por la energía de una batería y que permiten al operador ir montado y gestionar cada movimiento de forma mecánica.

Este tipo de maquinaria permite trabajar con los pedidos que se encuentran en las estanterías a nivel del suelo, pero para alcanzar estantes de niveles más elevados puede ser necesario el trabajo con un elevador hidráulico o eléctrico o con un montacargas.

En las tareas de preparación de pedidos en niveles bajos, se pueden tomar paquetes individuales almacenados en forma de unidades de carga o todo el pallet que se encuentre en los alveolos de la estantería que se destinó para el almacenamiento de dicha carga; en ocasiones se almacenan piezas sueltas y separadas previamente, colocándose en los huecos de las estanterías picking para cargas manuales.

Muchas veces los almacenistas se preguntan cuándo utilizar el sistema de picking en niveles bajos, y para esto es conveniente tomar en cuenta el número de pedidos a preparar, el espacio en el almacén y el tiempo disponible; si se trata de un pedido de tamaño superior a la capacidad del espacio disponible para trabajar, no se recomienda el almacenamiento a nivel del suelo, sino en estanterías picking con dos o varios niveles de carga, dependiendo del volumen de las unidades de carga que se tendrán que manipular.

Si se trata de cumplir con muchas solicitudes de pedidos por jornada, la preparación debe ser lo más veloz posible, y por ello se recomienda el sistema de picking a nivel del suelo o de poca altura, ya que se requiere extraer grandes volúmenes de carga en poco tiempo.

Las actividades de preparación de pedidos también puede hacerse de forma manual, es decir sin la necesidad de utilizar una máquina que se eleve o se baje de nivel para realizar las tareas de preparación, carga y descarga de los pedidos; en estos casos, las actividades a nivel del suelo son mucho más recomendadas, ya que no exigen un esfuerzo físico por parte del operador, quien puede lesionarse o poner en riesgo la integridad de los pedidos al aplicar su fuerza personal en mover la mercancía o la carga en conjunto.

Además de contar con las estanterías adecuadas y el diseño proyectado en los almacenes, las actividades de preparación de pedidos deben ser óptimas para el aprovechamiento de los recursos, evitando con ello la pérdida de tiempo y de rentabilidad, así como el riesgo de que la carga sufra algún inconveniente y la empresa tenga pérdidas a causa de esto.

En Interlake, soluciones en manejo de materiales, contamos con una gran variedad de soluciones en estanterías y racks industriales, con los que las empresas pueden aprovechar al máximo sus espacios de almacenamiento para reducir costes, gestionar mejor el proceso de carga y descarga y encontrar las soluciones adecuadas ante las necesidades de cada departamento.

Visite nuestra página web y conozca las soluciones que tenemos para las industrias.

Publicaciones Recientes