En Blog

Para cualquier tipo de negocio que tengas, donde se involucren productos físicos, necesitas un buen sistema de almacenaje, y una excelente administración de valores. Aplicando consejos sencillos como obtener tus respectivos racks selectivos o utilizando los más eficientes softwares de administración, puedes mejorar tus procesos de almacenaje, suministro y entrega de mercancías.

Si eres emprendedor, con más razón deberás prestar atención a los siguientes consejos. Si, por otro lado, llevas años en la industria, tu negocio continúa creciendo y en realidad tu expansión marcha muy bien pero al final del día observas que tu almacén es un desastre…sí, tú también podrías utilizar un poco de nuestra sabiduría. ¡No eches en saco roto este artículo!

Pensarás que es muy molesto el tomar tiempo que no tienes para poner en orden esta pequeña área del negocio. Los clientes, proveedores, procesos de producción, finanzas y promoción son mucho más importantes ¿cierto?

Racks selectivos

En realidad, el secreto en un negocio es prestar atención a todas las áreas involucradas, puesto que están muy interconectadas entre sí. Quizás algunas requieran más atención, y otras menos…pero nunca las abandones por completo.

Pues aunque no lo creas, el tener un almacenaje eficiente puede soportar el resto de los departamentos que necesitan más tiempo y esfuerzo. Un almacén puede llegar a hacer la diferencia entre pérdidas y ganancias.

Antes que nada, toma acción ya. No dejes que se te acumule la mercancía o el trabajo. Verás que si pones en práctica una administración inmediata, con el tiempo ya no regresarás a la procrastinación. No permitas que cuando lleguen las cajas, éstas se empujen hacia el rincón, o permanezcan embalados durante días (a menos que sea ese el procedimiento que se requiere). Al menos, asegúrate de que sean reconocidos en cuanto lleguen y sean etiquetados. Si la mercancía llega siempre el mismo día o a la misma hora, programa ya el recibimiento y haz espacio para documentarlo.

Si de plano no hay tiempo para hacerlo inmediatamente, al menos coloca los productos en algún sitio seguro como en los racks selectivos, y establece una fecha para determinar qué tipo de producto es el que se encuentra almacenado. Una vez que hayas podido reconocerlos, colócalos en su respectivo rack. No mezcles cajas aún sin revisar con las cajas que ya se han revisado. O bien, etiquétalos apropiadamente.

Por supuesto, coloca los productos que más rápidos salen a la venta, en los racks selectivos más accesibles. Te darás cuenta que para eficientar tu proceso de selección es necesario llevar a cabo este acomodo. Mantén tus productos más vendidos cerca de la zona donde se recogen y envían los productos. Etiquétalos también.

Presta atención a las estadísticas. Analiza cómo estás distribuyendo tus productos y cómo estás llevando a cabo tus acciones. Si por lo general envías o sacas a vender artículos juntos ¿por qué no los colocas también juntos en el almacén? Seguramente en los datos recolectados encontrarás pistas que te ayudarán a eficientar las ventas y tiempos en general.

Mantén tus racks selectivos y el almacén completo limpio y libre de estorbos o barreras de tráfico. Ya no apiles las cajas en cualquier sitio porque pueden ser un estorbo para el paso. Además, pueden ser un elemento de riesgo para cualquiera. Si utilizas máquinas para bajar tus cajas, éstas deberán tener suficiente espacio para moverse entre los racks selectivos.

Mantén a tu equipo de trabajo motivado y alienta la retroalimentación. Recuerda que el recurso humano es el más importante dentro de cualquier organización. Ellos tienen el poder de optimizar tus procesos, tu negocio. Su velocidad o dedicación en la ejecución de varios procesos de almacén puede mejorar o romper la línea de trabajo. Pregúntales incluso detalles sobre cómo mejorar las operaciones ya que pasan la mayor parte de sus horas de vigilia en el almacén. Pasan más tiempo con sus productos que con sus familias, probablemente…¡imagina lo mucho que conocen tu área de extremo cuidado! Permite que se expresen libremente. Quizás no te guste escuchar lo que tienen que decir, pero toma sus comentarios muy en serio y además, pregunta soluciones. Confía en ellos.

También no vayas a olvidar continuar documentando absolutamente todas las acciones que se lleven a cabo en este sitio. Puedes obtener un software de administración de almacenaje. Hay varias opciones y son muy sencillas de utilizar. Si lo tuyo es más tradicional, entonces hazlo con libretas y después pásalo a digital. Pero no vayas a dejar de lado este importante detalle de documentación. Así puedes dar seguimiento al inventario. Si tus productos son muchos y constantemente se encuentran en movimiento, probablemente quieras optar por un sistema digital. Te lo recomendamos altamente.

Por último, piensa siempre en cómo algunos cambios pueden afectar altamente la optimización de tu sistema de almacenaje. Mantente siempre con el ojo abierto para ver qué cambios pueden ser mejores. Pregunta. Comunícate con tu equipo. Pon en práctica nuestros consejos y verás que en cuestión de poco tiempo tendrás una mejor organización y administración de tus productos.

Esperamos hayas disfrutado mucho este artículo. Continúa leyéndonos para saber más sobre nuestros racks diversos y sobre las soluciones integrales que tenemos para tu empresa. Además, si tienes dudas o requieres alguna cotización, comunícate ya con nosotros por medio de nuestros teléfonos o de nuestros correos electrónicos. Prácticamente ya estamos esperandote para poder apoyar en tus proyectos de administración, logística y almacenaje.

Publicaciones Recientes