Los racks metálicos pueden instalarse en cuartos fríos para facilitar el almacenaje y conservar las propiedades de alimentos y fármacos. Comúnmente, son fabricados con acero inoxidable, además destacan por su capacidad de resistir entornos con temperaturas muy bajas. Hay varias razones para instalarlos, además varios tipos de estanterías adecuadas para las cámaras frigoríficas.

¿Para qué instalar racks en cuartos fríos?

La logística en entornos fríos es compleja y se relaciona con el mantenimiento de productos a bajas temperaturas hasta su entrega a los clientes finales. Para su aplicación, se utilizan cuartos fríos o cámaras frigoríficas. Es importante que no se rompa la cadena de frío, ya que pueden ocurrir problemas, como afectar las propiedades de los productos perecederos, descomposición, proliferación de contaminantes biológicos, entre otros.

Racks metálicos

Dicha ruptura es visible en algunos casos por signos como, deterioro, cristalización de las mercancías o mal aspecto; sin embargo, en otros no lo es, por ejemplo, en el caso de los medicamentos. Es necesario poner atención a los eslabones que intervienen en la cadena de suministro para evitarla: desde el almacenamiento y transporte hasta la carga y descarga de los productos. Usar racks metálicos es la mejor solución para cuartos fríos y evitarla, ya que optimizan el espacio de almacenaje.

Los racks industriales maximizan también el rendimiento de la instalación, debido a que vuelven dinámico el manejo de los productos. Dentro de las cámaras, pueden instalarse sistemas de almacenaje con acceso directo, que permitan a los usuarios acceder a todas las referencias, aunque en detrimento de un bajo aprovechamiento de la superficie. Pueden también usarse sistemas compactos, que proporcionan una mayor ocupación y más capacidad, aunque se pierde un poco la accesibilidad.

Los racks metálicos permiten la eficiencia logística y son muy resistentes para operar en entornos congelados y fríos. Optimizan también al máximo el espacio con dos finalidades: brindar alta capacidad de almacenamiento y garantizar la eficiencia energética, debido a la distribución adecuada del frío entre los pallets.

¿Cómo elegir los racks para cuartos fríos?

Al diseñar un cuarto frío, deben adquirir adecuadamente los racks metálicos para aprovechar sus beneficios. Tienen que simplificar el acceso a los productos, ampliar la capacidad de almacenamiento y permitir óptimos controles de temperatura. Se trata de una tarea complicada, pero que pueden facilitar si consideran los siguientes parámetros:

  • Cantidad de productos que almacenarán.
  • Dimensiones del cuarto frío.
  • Equipo requerido para instalar las unidades de enfriamiento.
  • Flujos de entrada y salida de los productos.
  • Estacionalidad de las mercancías.
  • Sistemas de evacuación de agua y pavimentos con pendientes para liberar fácilmente el líquido generado por la condensación.

Ahora bien, son muchas las empresas que deciden instalar sistemas no automáticos en sus cuartos fríos, ya que son económicos y sencillos, no obstante, se trata de una opción que obliga al personal a permanecer mucho tiempo en entornos muy fríos, lo que puede afectar su salud. También pueden ocurrir varios errores durante la gestión manual de diversos procesos, como la preparación de pedidos y el reaprovisionamiento.

Si bien tienen un costo inicial más alto, lo recomendable es adquirir almacenes fríos automatizados, debido a que brinda varios beneficios, como mejor aprovechamiento de la altura y el piso, disminución total o parcial del personal, incremento de la productividad, controles precisos sobre la trazabilidad, entre otros.

¿Qué racks son recomendables para cuartos fríos?

Son varios los tipos de racks metálicos que pueden instalar en sus cámaras frías, aunque se recomiendan los sistemas de paletización, como los racks dinámicos, push back, drive in y selectivo. Cada uno soluciona requerimientos logísticos específicos. Si desean incrementar la capacidad de almacenaje, recomendamos la instalación de sistemas Drive in. En cambio, si necesitan operaciones ágiles y no es indispensable la capacidad, opten por los racks dinámicos o push back, ya que conllevan ahorros notables en tiempos de maniobras de autoelevadores y de extracción de pallets.

Por otro lado, los sistemas selectivos facilitan el picking y son útiles para productos con tamaños y características variadas, aunque es indispensable que brinden acceso directo a las mercancías. Pueden combinar los distintos sistemas de almacenaje mencionadas en un mismo cuarto frío, especialmente en instalaciones grandes y medianas, y destinar cada tipo de rack a productos y operaciones específicas.

En Interlake encontrarán todos estos tipos de racks para almacenaje a precios asequibles. Tenemos años de experiencia y somos referentes en el país. Si desean más detalles, comuníquense al (81) 1104 8619 para Monterrey, (33) 3882 5086 para Guadalajara, (55), (55) 5343 5603 para Edo de México o envíen un mensaje desde el formulario de nuestro sitio web.

Publicaciones Recientes