En Blog

Bienvenido a esta entrada. La estantería cantiléver es uno de los servicios que ponemos a tu disposición en Interlake para las necesidades de tu negocio o empresa. Esta estantería tiene un diseño simple, sumamente estable y altamente funcional, y es idónea para almacenar distintas unidades de carga de gran volumen y con un peso importante, ya que permite que se tenga un fácil acceso a las cargas que son dispuestas. Pero también sirve para cargas ligeras que tienen una gran longitud como tuberías plásticas o metálicas.

El almacenamiento por medio de la estanteria cantilever está especialmente diseñada  para almacenar productos muy largos, como tuberías o textiles. Este tipo de estantería es de lo más usado en diferentes áreas, que va desde la ferretería, almacenes de fontanería, muebles y talleres de carpintería, hasta bodegas industriales de materia prima.

La estanteria cantilever consta de voladizos, que en arquitectura refiere a elementos estructurales rígidos que están fijados solamente por un lado, la base, mientras que el cuerpo de dicha estructura sobresale en el aire, que puede ser como una viga, por ejemplo. Cuando la estructura se somete a una carga, el voladizo transmite el peso de la misma al apoyo al que está sujeto mediante un momento dinámico o momento de fuerza, y por una tensión de corte. Esta disposición estructural nos permite un fácil acceso a los productos dispuestos, libremente, sin ningún tipo de obstáculos frontales.

Utilizar la forma de almacenamiento en depósitos de la estanteria cantilever nos permite tener un alto aprovechamiento del espacio en que será dispuesta la carga. Esta opción de almacenamiento que ponemos a tu alcance, consiste de una columna vertical, una base y los brazos y refuerzos horizontales, aunque a veces también pueden ser inclinados. Estos componentes se fabrican en acero estructural, lo que ofrece una alta calidad y seguridad en las diferentes partes de la estantería. Los refuerzos tienen el uso de conectar dos o más columnas entre sí.

Por su parte, las estructuras en volado pueden ser fácilmente medidas y acondicionadas a las necesidades de la bodega o cualquier lugar en que estarán, y cuentan con la opción de ser movidas. Esto es sumamente relevante en este tipo de almacenamiento, puede tener cierto control del espacio sabemos que es una preocupación mayor de la industria. Los brazos pueden moverse a la longitud que uno desea, así como también se pueden separar en el aspecto de altura para que quepan diferentes tipos de cargas.

Además, este sistema tiene la gran ventaja de poder ofrecernos un almacenaje unilateral o bilateral, gracias a que las bases y los volados pueden adecuarse a lo que se requiera; aunque también pueden ser volados de una configuración por un solo lado que se apoya contra un muro. Por lo tanto, este sistema nos ofrece muchas variaciones y nos permite ir incrementando la cantidad de volados que se tengan de acuerdo al crecimiento y a las necesidades de la empresa.

Asimismo, existen tres tipos distintos de estas estanterías, que van desde la ligera y la mediana, hasta la pesada. Los distintos tipos de estantería varían de acuerdo al peso de las cargas que contendrán, así como de los niveles y de su disposición. El cantilever de carga ligera es ideal para almacenar cargas que pueden ser manipuladas manualmente y que, por lo general, ocupan un gran espacio en su diseño. Los cantilevers de carga mediana tienen una muy amplia gama de posibilidades de carpintería, que generalmente ocupa piezas un poco más pesadas.

La mayor diferencia entre la estantería de carga mediana y la ligera es que, para la carga pesada, las piezas de los soportes de la estantería van ancladas mediante ganchos, que en las ranuras de las columnas se fijan con tornillos. Por su parte, el almacenamiento por estantería de carga pesada es apropiado para utilizarse con carga que es movida con carretilla o por medio del puente de grúa, pues esto permite una fácil y segura forma de transportar y mover los materiales que serán dispuestos en la estantería.

Todas estas características nos permiten ajustar el tipo de estantería que más convenga a sus necesidades pues, como hemos visto, es una forma de almacenamiento sumamente dinámica que tiene una amplia gama de usos y aplicaciones con distintos tipos de cargas y materiales. La movilidad que existe en los brazos y los ajustes que pueden realizarse nos permiten variar los distintos usos que le damos a nuestras estanterías, lo que nos da oportunidad de ahorrar en costos de instalación y de equipo, siendo que con tan sólo unas cuantas estanterías, podemos tener una multitud de opciones que varían en volumen y peso.

Así, este tipo de estantería es muy útil y elegante para tiendas en que el material quiere ser puesto al alcance de los clientes para su promoción, así como también puede ser utilizado en grandes bodegas de almacenamiento en que se requiere de mayor seguridad para mover las cargas.

En Interlake, manejamos la más alta calidad en cada una de las piezas y las distintas necesidades de carga que necesitas para tu negocio o empresa, ya que contamos con el mejor diseño y el equipo más altamente especializado, que cumple con las normas más exigentes en el control de la calidad. Somos tu mejor opción para una estanteria cantilever y te aseguramos que nuestros productos no te defraudarán, pues te ofrecemos todo lo que necesitas para colocar tu estantería en donde desees, y proveemos del equipo completo y los accesorios para que la instalación sea lo más fácil y amigable posible de llevar a cabo.

Publicaciones Recientes